aceite esencial de lavanda

Las esencias o aceites esenciales son una mezcla compleja de sustancias aromáticas responsable de las fragancias de las flores. Poseen numerosas acciones farmacológicas, por lo que constituyen la base de la aromaterapia, pero además son ampliamente utilizados en perfumería y cosmética, en la industria farmacéutica y en la industria de la alimentación, licorería y confitería.

Los aceites volátiles, aceites esenciales, son las sustancias aromáticas naturales responsables de las fragancias de las flores y otros órganos vegetales. Actualmente, sólo se emplea esta definición si se obtienen mediante arrastre en corriente de vapor de agua o por expresión del pericarpio en el caso de los cítricos.

    El aceite vegetal es un compuesto orgánico obtenido a partir de semillas u otras partes de las plantas, está compuesto por lípidos, es decir, ácidos grasos de diferentes tipos. La proporción de estos ácidos grasos y sus diferentes características, son las que dan las propiedades a los distintos aceites vegetales existentes.

    Los aceites y las grasas vegetales se extraen de las semillas oleaginosas de frutas y pepitas. No solamente se utilizan para la alimentación, sino que también, son utilizadas con fines industriales. Dependiendo del tipo de materia prima se utiliza un método y otro para su extracción y elaboración. Esto es así porque es necesario separar el líquido (aceite) de la parte sólida.

      Las grasas o mantecas vegetales hidrogenadas son aceites de origen vegetal (soya, semilla de algodón o aceite de palma) que se vuelven sólidos mediante el proceso de hidrogenación. Mediante este proceso se introducen moléculas de hidrógeno en su composición para que a temperatura ambiente sean más sólidos, permitiendo mayor rigidez y plasticidad a los alimentos.

      Las grasas hidrogenadas son llamadas también “Trans”, porque durante el proceso de hidrogenación cambian de grasas insaturadas (que son líquidas) a grasas saturadas para que se mantengan sólidas al medio ambiente.

        Son aquellas plantas que se obtienen de la naturaleza y cuentan con propiedades o antibióticos para prevenir, sanar y calmar enfermedades.